Clicks1.2K

Evangelio y reflexión del jueves 15 de agosto de 2019

Evangelio y reflexión del jueves 15 de agosto de 2019 por el P. Pedro Brassesco
ro.ceron.m and 9 more users like this.
ro.ceron.m likes this.
Vickypau likes this.
Esgardo Carrasco Chu likes this.
joseelectronico likes this.
Carmen de Delvalle likes this.
Marlon Ferreras likes this.
Lorena Lalli likes this.
Emilce Noemi Navarro likes this.
tciancab likes this.
Carosv likes this.
15 de agosto. Asunción de Nuestra Señora

María, victoria de Cristo

1 Cor 15,54-57; Lc 11,27-28

«Ya llega la victoria, el poder y el reino de nuestro Dios». La fiesta de hoy resalta el triunfo de María. O mejor, el triunfo de Dios en ella. Jesús había comenzado su predicación diciendo: «El reino de Dios está aquí». Pues bien, en la Virgen de Nazaret se cumplen las palabras del Apocalipsis : en …
More
15 de agosto. Asunción de Nuestra Señora

María, victoria de Cristo

1 Cor 15,54-57; Lc 11,27-28

«Ya llega la victoria, el poder y el reino de nuestro Dios». La fiesta de hoy resalta el triunfo de María. O mejor, el triunfo de Dios en ella. Jesús había comenzado su predicación diciendo: «El reino de Dios está aquí». Pues bien, en la Virgen de Nazaret se cumplen las palabras del Apocalipsis : en ella Dios reina totalmente; el influjo de Dios ha alcanzado incluso a su cuerpo, que queda inundado por la gloria de Dios. En ella Dios ha vencido definitivamente el mal, el pecado, la muerte. Por eso esta fiesta es también motivo de esperanza para nosotros: el triunfo de María es prenda de nuestro propio triunfo total y definitivo.

«Por Cristo todos volverán a la vida». Toda la acción vivificadora de Dios se realiza «por Cristo, con Él y en Él». El triunfo de María testimonia esta solidaridad con Cristo, esta unión profunda con Él. Unida a todo su misterio, unida a su cruz y a su sufrimiento, partícipe de su humillación, es también arrastrada por Él en su victoria. Igual para nosotros: la garantía de nuestro triunfo es la unión con Cristo, y sólo ella, pues no podemos vencer el mal, el pecado y la muerte por nuestras propias fuerzas. «Si morimos con Él, viviremos con Él. Si sufrimos con Él, reinaremos con Él» (2 Tim 2,11-12).

«Dichosa tú que has creído». La asunción de María testimonia igualmente el alcance de su fe. Testimonia que su fe no ha quedado sin fruto, que «los que confían en el Señor no quedan defraudados» (Dan 3,40). Un día se confió al Señor; durante toda su vida mantuvo esta entrega en la oscuridad de la fe; y ahora contemplamos el resultado de su confianza. El Señor no ha fallado nunca ni fallará jamás. Sí, dichosa tú, porque te has fiado de Él. Pudes escuchar Evangelio you Reflexion porch Padre Pedro Brassesco de Lunes a Viernes de 10AM a 12PM En La Sala con Jesus porch www.radioluzdecristo.org
Angelo Lopez and one more user like this.
Angelo Lopez likes this.
MCBELEDA likes this.