Clicks1.2K

Evangelio y reflexión del martes 25 de junio de 2019

Evangelio y reflexión del martes 25 de junio de 2019 por el P. Pedro Brassesco
Ezequiel123 likes this.
"Señor ayúdame a dar el primer paso para obrar buscando el bien de los demás antes que el mío". Amén
Ezequiel123 and one more user like this.
Ezequiel123 likes this.
Angela Senmache likes this.
Angela Senmache and 8 more users like this.
Angela Senmache likes this.
Vickypau likes this.
ro.ceron.m likes this.
Marlon Ferreras likes this.
Carmen de Delvalle likes this.
Lorena Lalli likes this.
Emilce Noemi Navarro likes this.
robzam63 likes this.
tciancab likes this.
Mateo 7,6,12-14: Tratad a los demás como queréis que ellos os traten. Es la regla de oro de la buena concordia social y cristiana. San Agustín dice:

«“Lo que no quieres que te hagan, no lo hagas tú a otro” (Tob 4,16; Mt 7,12). Antes de darse la ley, a nadie se permitió ignorar esto que decimos, para que así tuviesen modo de juzgar aquellos a quienes no se había dado la ley. Pero, para que los …
More
Mateo 7,6,12-14: Tratad a los demás como queréis que ellos os traten. Es la regla de oro de la buena concordia social y cristiana. San Agustín dice:

«“Lo que no quieres que te hagan, no lo hagas tú a otro” (Tob 4,16; Mt 7,12). Antes de darse la ley, a nadie se permitió ignorar esto que decimos, para que así tuviesen modo de juzgar aquellos a quienes no se había dado la ley. Pero, para que los hombres no tratase de obtener algo que les faltaba, se escribió en tablas lo que no leían en los corazones. Tenían escrita la ley, pero no querían leer... Pero como los hombres, apeteciendo las cosas externas, se apartaron de sí mismos, se dio la ley escrita; no porque no estuviese escrita ya en los corazones, sino porque, habiendo huido tú de tu corazón, debías ser acogido por Aquel que está en todas partes y devuelto al interior de ti mismo» (Comentario al Salmo 57,1).

Con respecto a otros temas de esa lectura evangélica, el mismo San Agustín comenta el respeto que hemos de tener por lo sagrado. No dar lo santo a los perros ni las piedras preciosas a los puercos.

«Perros son los que ladran calumniosamente; puercos son los manchados con el lodo de los placeres sensuales. No seamos ni perros ni puercos para merecer que el Señor nos llame hijos» (Sermón 60,A,4).

La defensa de lo sagrado nos urge siempre; no podemos participar en la liturgia santa con malas disposiciones del alma. Y se han de realizar las ceremonias sagradas tal como lo ha prescrito la competente jerarquía de la Iglesia. «Con temblor y fe» decía una antigua antífona litúrgica.
Angelo Lopez and 2 more users like this.
Angelo Lopez likes this.
Carosv likes this.
MCBELEDA likes this.