Clicks2

Unción y Aromas en la Biblia

Bottega
El Apóstol San Juan en el capítulo 12, nos relata que, “Seis días antes de la Pascua, fue Jesús a Betania, detrás del monte de los olivos, donde vivía Lázaro, a quien había resucitado de entre los …More
El Apóstol San Juan en el capítulo 12, nos relata que, “Seis días antes de la Pascua, fue Jesús a Betania, detrás del monte de los olivos, donde vivía Lázaro, a quien había resucitado de entre los Muertos. María, tomando una libra de perfume de nardo puro, de mucho precio, ungió con él los PIES de Jesús y los secó con sus cabellos. La casa se impregnó con la fragancia del perfume. Era la segunda vez que, estando en Betania, era ungido con Nardo, ya que en casa de Simón el leproso, mientras estaba sentado a la mesa, vino una mujer con un vaso de alabastro, con perfume de nardo puro de mucho precio; y quebrando el vaso de alabastro, se lo derramó sobre su CABEZA”. Mar 14 1,2, La casa de la Santísima virgen se caracterizaba por los maravillosos aromas de las flores, inciensos y perfumes como el del Lirio aromático, la flor de la nobleza y que representa a la sagrada familia, con la vara de san José, de la que florece un Lirio. Al niño Jesús se le llama “Lirio de Oriente”. Desde el nacimiento del niño, se le presentaron destacados reyes de oriente, Gaspar le presentó el incienso, una preparación de resinas aromáticas, llamado Olíbano usado para agradar a Dios, dice el salmo 141 que toma las oraciones de los santos y las lleva al cielo. También el apocalipsis habla del Incienso en 8:4 dice: El humo de los perfumes subió, con las oraciones de los santos, de la mano del ángel a la presencia de Dios. El Aceite de la Unción Santa es el aceite descrito en la Biblia en Éxodo 30:22, dado a Moisés por Dios. Como dimensión de resurrección, un aceite aromático de Mirra para ungir el altar y los sacerdotes, mismo que se usó para ungir los reyes, como bálsamo para el género humano». Es el regalo que le presenta el Rey Baltazar a Dios. Isaac durante la bendición exclama “¡Oh, es el olor de mi hijo como el olor de un campo al que ha bendecido Yahvé!" Las jóvenes eran ungidas por seis meses con aceite de mirra, relata La biblia, como le paso a la reina Ester en 2:12-18 Ungirse con aceites santos ha sido remedio y cura contra la peste y unción a través del tiempo, estos aceites de Nardo y Mirra, traídos de tierra Santa, así como el aceite de San José son también exorcísticos contra el Mal.